Leer, ¿Para qué?

Leer, ¿Para qué?
Leer es útil, si no lees no sabrás hacer nada.

sábado, febrero 13, 2010

El río y tú (Carlota)

Estaba yo, andando por el bosque tranquilamente. El día era estupendo; hacía sol pero no calor, no había ninguna nube en el cielo y se podía sentir y oler una suave brisa en la piel. De pronto, una nube de contaminación rodeaba ese río. La vi.


-¡Qué desperdicio de la naturaleza!


-También lo creo desde hace mucho tiempo- dijo una voz grave.


-¿Quién habla?- pregunté nerviosa.


La voz aquella, resultó venir del medio del río, donde podía ver una especie de boca que hablaba. Parecía estar soñando.


-Estás hablando conmigo, sí, un río- me susurró la boca de agua.


Cuando yo lo asimilé finalmente, le dije que porqué estaba tan exageradamente contaminado.


-La gente sólo viene al bosque a pasear, a comer o a pasear al perro. Nadie piensa que hay unrío y que a lo largo del tiempo en que la gente lanza las latas en el suelo, llegan al río, y permancen allí, es decir, encima de mí.


-Claro, la gente no es consciente de que un río puede quejarse- le dije yo consolándole.- Te prometo que voy a hacer lo posible para que, a parte de no contaminarte más, voy a intentar sacar toda la comoda, bolsas, latas y toda la contaminación que llevas encima.


El río me dio las gracias de todo corazón y prometió darme recompensa de dejarme bañar sobre su agua pura y cristalina.


-Hace tiempo que viniste pro aquí y prometiste hcer lo que hecho. Ahora me toca cumplir mi parte de la promesa- dijo feliz. ¡¡¡Yupi!!!


Carlota González 3º E.S.O. 2010

No hay comentarios:

El ahorcado